Décima semana de embarazo

Su décima semana de embarazo recién está comenzando. Su bebé es del tamaño de una nuez y está comenzando a crecer vigorosamente. Vea qué está cambiando en su cuerpo y cómo cambia su cuerpo en las 10 semanas de embarazo.

10a semana de embarazo - curso

Aunque es posible que aún no haya aumentado de peso, es posible que ya tenga una barriga ligeramente redondeada a las 10 semanas de embarazo. Depende en gran medida de si es su primer embarazo o su próximo embarazo. En el primer embarazo, la pared abdominal aún no está estirada y la barriga se vuelve redonda un poco más tarde. Con embarazos posteriores, crece un poco más rápido.

Al comienzo de su décima semana de embarazo, su bebé mide alrededor de 25 mm, pero en los próximos siete días, ¡su bebé crecerá hasta 40 mm! Te estás acercando lentamente al final de la primera recortadora, por lo que ahora tu pequeño crecerá cada vez más rápido.

Para muchas mujeres, la décima semana de embarazo es muy difícil, ya que las náuseas son de mayor frecuencia. A partir de ese momento, sin embargo, debería mejorar cada vez más.

Sobre este período, el riesgo de aborto espontáneo por defectos genéticos también disminuye, aunque hay que recordar que aún falta algo de tiempo para el final del primer trimestre.

Consulte también: Calculadora de embarazo: ¿qué semana es? Embarazo semana tras semana

10a semana de embarazo - desarrollo del bebé

El bebé se sumerge en el líquido amniótico. No hay mucho, solo unos 50 ml, pero su cantidad aumentará pronto. Curiosamente, alrededor de la décima semana de embarazo, el bebé comienza a tragarlo. Los riñones ahora están funcionando, por lo que el bebé pasa la orina al saco amniótico. Por lo tanto, el líquido amniótico es principalmente orina estéril.

La cara de su bebé se está desarrollando cada vez más. Aunque la oreja parece un pequeño apéndice por ahora, se está formando un caracol en el oído interno. Pero este no es el final de los cambios asombrosos: ¡el paladar está demasiado grande y se están formando las primeras cavidades en las encías! Esto es asombroso considerando el hecho de que los dientes no atravesarán las encías hasta que el bebé tenga seis meses.

El cerebro ya está formado correctamente, aunque, por supuesto, seguirá creciendo intensamente y se formarán en él muchas células nerviosas nuevas, y se especializarán áreas individuales.

Los tejidos se desarrollan intensamente y se convierten en huesos después del endurecimiento. La médula ósea está comenzando a funcionar lentamente, aunque por ahora se están produciendo células sanguíneas en el hígado. Las extremidades se alargan y se doblan en las articulaciones. Aunque los dedos ya están separados, los dedos de los pies todavía están conectados.

El sistema digestivo también está bien desarrollado: el estómago produce jugos digestivos y la vesícula biliar también funciona. Los músculos del esófago se contraen.

Las membranas están casi completamente desarrolladas y la placenta pronto comenzará a trabajar. Gracias a esto, el niño tendrá un acceso más fácil a los nutrientes que hasta ahora han estado extrayendo del saco vitelino. Esto significa que tendrá mucha energía y componentes básicos para crecer vigorosamente, lo que significa que en unas pocas semanas será difícil para ti esconder tu creciente barriga.

Ver también: vientre duro durante el embarazo, ¿qué puede significar?

10a semana de embarazo: cambios en el cuerpo femenino

La décima semana de embarazo puede causarle dificultades. Además de los síntomas de su embarazo actual, como náuseas, estreñimiento, acidez estomacal y uso frecuente del baño, es posible que desarrolle nuevos síntomas. Además, las náuseas están en su punto máximo, lo que puede destruir por completo el apetito.

Es importante tratar de comer comidas balanceadas y beber la cantidad adecuada de líquidos. Se recomienda que evite los alimentos que saben y huelen a vómitos o náuseas. Debe comer principalmente alimentos ricos en proteínas y beber muchos líquidos (principalmente agua mineral sin gas), especialmente si vomita con frecuencia. También debe evitar los alimentos picantes, muy condimentados o fritos.

Además, recuerde comer con regularidad para evitar sentir hambre, lo que puede empeorarlo o incluso enfermarlo. Si hablamos de vómitos, el té de jengibre también es útil en este caso. Si los síntomas son graves, consulte a un médico.

Los otros trastornos gástricos que aparecen en las mujeres en la décima semana de embarazo son las flatulencias. Aunque no suponen una amenaza para la salud, pueden provocar una gran incomodidad, sensación de saciedad y malestar general. Por lo general, son causadas por la presión sobre los intestinos de su útero agrandado, pero también están asociados con niveles elevados de progesterona. Esta hormona es esencial para el mantenimiento del embarazo y también ralentiza los procesos digestivos.

Para reducir estas dolencias, conviene limitar el consumo de productos como: repollo, legumbres y cebollas. Recuerde también que su dieta no carece de una gran cantidad de alimentos que contengan fibra, como: pan integral, cereales y pastas, verduras y frutas (cuando se trata de estas últimas, sin embargo, no debe exagerar, porque p. Ej. Crudas las manzanas y las peras pueden aumentar los problemas de flatulencia). Si está siguiendo una dieta rica en fibra, debe beber muchos líquidos, preferiblemente agua mineral sin gas (unos 3 litros al día).

Si descuida esto, la fibra en su comida también causará gases y estreñimiento. Olvídese también de las bebidas carbonatadas azucaradas.

Las venas pueden ser muy prominentes en su cuerpo. Esto es perfectamente normal. Durante el embarazo, el volumen de sangre puede aumentar hasta en un 40%, lo que hace que los vasos se ensanchen y se vuelvan más pronunciados. Puedes verlos en particular en los senos y el abdomen. No te preocupes por su aspecto estético, volverán a la normalidad después de que dejes de alimentar.

Los mareos y las alteraciones visuales también se asocian con el aumento del volumen sanguíneo. Si bien el mareo, especialmente al ponerse de pie o cambiar de posición, es bastante común, las alteraciones visuales requieren la consulta con un médico. Podría ser un síntoma de presión arterial alta que podría ser grave para el bebé. El valor de presión correcto es 120/80 mmHg.

Ya en la décima semana de embarazo, también puede notar cambios en las encías. También son el resultado de una mayor cantidad de sangre en el cuerpo. Las encías se esponjarán. Es probable que también sangren en las próximas semanas de embarazo.

Consulte también: ¿Por qué vale la pena ir a la escuela de partos?

Las mujeres embarazadas no deben saltarse las visitas al dentista.

Especialmente importante en la décima semana de embarazo.

Sus senos se agrandan y se hinchan más. Este es un buen momento para pensar en el uso de cremas y tratamientos para prevenir las estrías. Recuerde comprobar cuidadosamente que los cosméticos que piensa utilizar no contienen compuestos nocivos.

  1. Crema para estrías en el embarazo: ingredientes y uso preferidos

Décima semana de embarazo: cuídese

Durante el embarazo, además de la ropa adecuada, debes centrar tu atención en tu ropa interior. En el caso de senos cada vez más grandes, debes reemplazar tu sostén por una talla más grande. En el caso de las bragas, esto no debería ser un problema todavía. Por lo general, la mayoría de las mujeres durante el embarazo usan calzoncillos normales que terminan debajo del abdomen.

Sin embargo, debe prestar atención a si su ropa interior está hecha de materiales naturales aireados, como el algodón, o con una pequeña mezcla de tejidos sintéticos (por ejemplo, elastano). Esto reduce la posibilidad de desarrollar una infección y causar irritación. Además, asegúrese de que su ropa interior tenga un forro 100% algodón. Además, no olvides que las bragas no presionan contra la barriga, los muslos o la ingle, especialmente durante tus viajes.

Recuerde no quedarse sin calcio en su dieta. Es un ingrediente fundamental para el buen desarrollo de un niño. Afecta la adecuada mineralización de huesos y dientes. Además, regula el metabolismo del organismo y también participa en el proceso de coagulación de la sangre. Entre las otras propiedades del calcio, es imposible no mencionar el hecho de que reduce la permeabilidad de las membranas celulares, lo que protege al niño de reacciones alérgicas.

La deficiencia de calcio, a su vez, puede aumentar el riesgo de osteoporosis, que es una enfermedad causada por la disminución de la densidad ósea. Durante el embarazo, las mujeres necesitan tanto calcio como antes del embarazo (1300 mg al día para las madres menores de 19 años y 1000 mg para las madres de 19 a 50 años). Una buena fuente de calcio puede ser, entre otras leche, preferiblemente con un contenido reducido de grasa (un vaso equivale a 300 mg de calcio) y sus productos (por ejemplo, queso, suero de leche, kéfir, yogur), frutos secos y semillas, frutos secos, hortalizas verdes o semillas de leguminosas.

  1. Dieta en el embarazo: calorías, reglas, menú

Pruebas a la décima semana de embarazo

Aunque se recomienda la primera ecografía entre las semanas 11 y 14, puedes hacerlo ahora. Esto es importante si no está seguro de cuándo se logró la concepción. Hasta este punto, los embriones se desarrollan al mismo ritmo, por lo que la edad del embarazo se puede juzgar solo por el tamaño.

Otro motivo importante por el que merece la pena hacerse una ecografía hasta la décima semana de embarazo es la posibilidad de valorar si el embarazo es ectópico. El embarazo ectópico es una afección en la que el embrión se ha establecido fuera del útero, con mayor frecuencia en las trompas de Falopio.

Los embarazos ectópicos suelen estar sujetos a abortos espontáneos; sin embargo, el embarazo puede permanecer en el sitio de implantación, lo que puede provocar la ruptura de las trompas de Falopio y hemorragia. Esta es una situación extremadamente peligrosa que incluso puede conducir a la muerte. Es por eso que un embarazo ectópico debe diagnosticarse lo antes posible.

También vale la pena agregar que la prueba NIFTY se recomienda a partir de la décima semana de embarazo. Es una prueba prenatal no invasiva, cuya efectividad es casi del 100%. Durante la prueba NIFTY, se analiza el ADN fetal en busca de una docena de síndromes de defectos de nacimiento causados ​​por anomalías cromosómicas. Esta prueba se recomienda principalmente para mujeres mayores de 35 años y aquellas que se sometieron a fertilización in vitro.

Datos interesantes sobre la décima semana de embarazo.

¡Tu bebé se está desarrollando a un ritmo sorprendente y ya tiene huellas dactilares! Además, cabe mencionar que tu hijo ya está moviendo el pecho, así es como practica la respiración. Su corazón late unas 140 veces por minuto y la curva del codo del bebé es cada vez más visible.

Ver también:

  1. Novena semana de embarazo
  2. 11a semana de embarazo

Contenido del sitio healthadvisorz.info tienen como objetivo mejorar, no reemplazar, el contacto entre el Usuario del Sitio Web y su médico. El sitio web está destinado únicamente a fines informativos y educativos. Antes de seguir los conocimientos especializados, en particular los consejos médicos, contenidos en nuestro sitio web, debe consultar a un médico. El Administrador no asume ninguna consecuencia derivada del uso de la información contenida en el Sitio web.

Etiquetas:  Sexo-Amor Medicamentos Salud