Síntomas de un hígado enfermo: ¿cómo reconocerlo?

El hígado es un órgano particularmente importante del cuerpo humano. Responsable de una serie de funciones: desintoxicación, metabólica, filtración y almacenamiento. Limpia y filtra la sangre de sustancias tóxicas, participa en el proceso metabólico y también tiene funciones inmunes. Entonces, ¿cómo saber si su hígado no está funcionando correctamente? ¿Cuáles son los síntomas de un hígado enfermo?

SvetaZi / Shutterstock

Hígado - características

El hígado es el órgano más grande de nuestro cuerpo entrelazado con una red de vasos sanguíneos y tiene la capacidad de regenerarse. Sin embargo, a menudo lo olvidamos y abusamos del alcohol o seguimos una dieta poco saludable, que sobrecarga el hígado hasta tal punto que se destruye con el paso de los años. Los síntomas de un hígado enfermo son fáciles de pasar por alto porque el hígado no tiene receptores sensoriales y no duele.

El dolor en el lado derecho del abdomen debajo de las costillas es un signo de estiramiento o irritación de la serosa, o está relacionado con la presión causada por un hígado agrandado. Sin embargo, a menudo asociamos el dolor abdominal en esta zona con otras dolencias, por lo que acudimos al médico demasiado tarde y comenzamos el tratamiento demasiado tarde. El daño hepático puede progresar a lo largo de los años, lo que tiene un efecto devastador en nuestra salud, bienestar y apariencia. Por lo tanto, es aconsejable cuidar la salud del hígado. Los suplementos dietéticos pueden ser una buena solución.

En este enlace, aprenderá cómo ayudar sabiamente a su hígado con el complejo de 10 ingredientes de Hepaset PRO. ¡Actuar ya!

Medonetmarket - aquí encontrará pruebas y tratamientos

Los principales síntomas de un hígado enfermo.

Muchas enfermedades del hígado se desarrollan de forma asintomática y algunas personas no experimentan síntomas específicos incluso en una etapa avanzada de la enfermedad. El diagnóstico de problemas hepáticos también se dificulta por el hecho de que incluso si los síntomas están presentes, son tan inespecíficos que también pueden ser evidencia de otras enfermedades. Por un lado, pueden ser subestimados por los pacientes, por otro lado, por otro lado, incluso después de informar a un especialista, encontrar su causa puede requerir un diagnóstico médico en profundidad.

En el curso de las enfermedades hepáticas, se puede observar, entre otros:

  1. Dolor abdominal: debido a que el hígado no duele, podemos sentir cualquier síntoma de dolor bajo la presión del hígado sobre los órganos vecinos. Un síntoma común de enfermedad hepática es el dolor en la parte inferior del abdomen, así como calambres en esta área y una sensación de plenitud e hinchazón.
  2. cambio en el color de la orina: el primer síntoma que debería preocuparnos es un cambio en el color de la orina de color pajizo, translúcido a oscuro o incluso sanguinolento. Este es el caso cuando hay un exceso de bilirrubina en la sangre, lo que indica que el hígado no está funcionando correctamente.
  3. Hinchazón: la enfermedad del hígado está indicada por la sensación de hinchazón en la cara, manos, piernas y tobillos. Esta condición ocurre especialmente en la mañana después de despertarse, pero también puede ser un dolor durante el día, impidiendo el funcionamiento normal.
  4. deterioro del bienestar: un síntoma característico de las enfermedades hepáticas es la fatiga crónica y un marcado deterioro del bienestar.

Cuando estos síntomas persisten durante mucho tiempo a pesar de no ser obvios, otras causas deben preocuparnos y motivarnos a acudir al médico. Pueden ser uno de los síntomas de un hígado enfermo.

Los suplementos dietéticos naturales que fortalecen el hígado pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedad hepática y a regenerar el órgano.

Más información: Dolor abdominal en el lado derecho

Síntomas cutáneos de un hígado enfermo

Cambios en la apariencia de la piel: la enfermedad hepática también se manifiesta en la apariencia de nuestra piel. Las enfermedades relacionadas con este órgano afectan a todo el cuerpo y pueden manifestarse por cambios en la piel.

Los signos más comunes en la piel son los que acompañan a un hígado enfermo, que incluyen:

  1. trastornos de la pigmentación de la piel, decoloración,
  2. hipersensibilidad de la piel al tacto y tendencia a magulladuras y hematomas,
  3. coloración amarillenta de la piel (y el blanco de los ojos) - ictericia
  4. picazón de la piel
  5. Mechones amarillos: son depósitos de colesterol subcutáneos blandos, de color amarillo o naranja,
  6. arañas vasculares - localizadas con mayor frecuencia en el cuello, los hombros y el pecho,
  7. eritema palmar, así como un síntoma de la cabeza de Medusa: un ensanchamiento característico de las venas alrededor del ombligo,
  8. pérdida de cabello, especialmente en la zona íntima de mujeres y hombres,
  9. piel que se asemeja a un billete de banco (cuero de billete de banco): áspera, arrugada.

¿Quieres someterte a pruebas preventivas por el riesgo de enfermedad hepática? Medonet Market ofrece pruebas de pedidos por correo de la proteína alfa1-antitripsina.

¿Quieres consultar online tus síntomas con la NHF?

Inscríbase en un médico de cabecera en una clínica de telemedicina. Utilice un formulario especial y programe una cita para visitas electrónicas gratuitas con su médico de cabecera el mismo día

Medonet / Medonet

Otros síntomas de un hígado enfermo

En el curso de las enfermedades hepáticas, también hay síntomas generales que afectan el bienestar y el apetito. Las personas con determinadas enfermedades crónicas, que son factores de riesgo de trastornos metabólicos y del funcionamiento del tracto biliar, también tienen más probabilidades de desarrollar enfermedades hepáticas.

La probabilidad de disfunción hepática aparece en los siguientes casos:

  1. pérdida de apetito
  2. náusea,
  3. pérdida de peso
  4. ginecomastia
  5. hipogonadismo,
  6. ascitis
  7. agrandamiento del bazo,
  8. obesidad,
  9. hipertensión,
  10. diabetes tipo II y síndrome metabólico,
  11. hiperlipidemia,
  12. diarrea sanguinolenta
  13. flatulencia
  14. sangrado en la garganta o el estómago.

Si desea mejorar el funcionamiento del hígado, puede buscar un suplemento dietético con factores lipotrópicos, que está disponible en Medonet Market.

Síntomas específicos de algunas enfermedades del hígado y las vías biliares.

Ciertos grupos de síntomas característicos se distinguen en el caso de algunos estados patológicos, especialmente los agudos relacionados con el hígado y las vías biliares. Vale la pena señalar aquí que en las enfermedades de la vesícula biliar y los conductos biliares suelen aparecer dolor abdominal más fuerte (cólico hepático), fiebre o escalofríos. La inflamación del hígado o la esteatosis son en su mayoría afecciones asintomáticas, aunque a veces aparecen síntomas adicionales. Ejemplos de síntomas asociados con enfermedades del hígado y del tracto biliar incluyen:

  1. colangitis aguda: con esta afección, aparece la tríada de Charcot, es decir, un complejo de tres síntomas: ictericia, cólico biliar (hepático) y fiebre con escalofríos acompañantes; el paciente también puede experimentar conmoción y confusión;
  2. colecistitis aguda: dolor abdominal intenso en el hipocondrio derecho, vómitos, fiebre, escalofríos, los síntomas persisten durante más de seis horas;
  3. hepatitis viral aguda: las personas con hepatitis aguda sufren fatiga fácil, así como dolor articular y muscular, seguido de ictericia;
  4. hepatitis crónica B y C: con esta enfermedad hay pocos síntomas, bastante típico es fatiga, mal humor y una sensación de dolor o aplastamiento en el área de la costilla derecha; muy raramente, la hepatitis crónica puede ir acompañada de ictericia;
  5. enfermedad del hígado graso no alcohólico: la enfermedad puede ir acompañada de molestias en el área de la costilla derecha y la enfermedad del hígado graso se puede encontrar en la ecografía; en el caso de la esteatohepatitis no alcohólica, también hay síntomas generales, que incluyen debilidad y fatiga, así como agrandamiento palpable del hígado o el bazo;
  6. carcinoma hepatocelular (CHC): dolor abdominal, plenitud abdominal, fiebre, ictericia, hinchazón de las piernas, pérdida del apetito, hemorragia gastrointestinal y emaciación gradual;
  7. cirrosis del hígado: es una enfermedad con un cuadro clínico complejo, ya que se desarrolla de forma asintomática, pero con el tiempo, aparecen varias dolencias gradualmente en los pacientes, que incluyen debilidad, fatiga, pérdida de peso, ascitis, síntomas de la piel, cambios en el cuerpo y el vello púbico. así como síntomas por parte del sistema digestivo.

Diagnóstico de enfermedad hepática

Si notamos síntomas que indiquen un mal hígado, debemos acudir al médico. Por supuesto, debido al hecho de que los síntomas suelen ser muy generales, será necesario excluir otras afecciones y, a menudo, el proceso de diagnóstico no es simple. Consiste en una historia clínica, palpación, así como pruebas de laboratorio y de imagen.

Algunas enfermedades del hígado pueden ser causadas por una infección (como la hepatitis) que se propaga a través de varias vías, incluida la sangre y el contacto sexual. Otros son el resultado de problemas de drenaje de la bilis, abuso de alcohol y otras enfermedades. Por lo tanto, es importante tener en cuenta esta información cuando hable con su médico.

Las pruebas de laboratorio facilitan la evaluación de la condición del hígado. La base son las pruebas hepáticas (ALT, AST, ALP, GGTP, bilirrubina), pero la concentración de albúmina e INR también son útiles en la práctica clínica. Si se sospecha hepatitis, se pueden realizar pruebas de anticuerpos anti-VHC o HBs.

Para confirmar o descartar cambios en el parénquima hepático, se realiza una ecografía del hígado. Además, en el caso de síntomas inespecíficos del sistema digestivo u otros síntomas (por ejemplo, síntomas cutáneos), un especialista puede solicitar una ecografía abdominal.

Código HTML

Ver: perfil hepático: ¿cuándo realizar la prueba del hígado y qué pruebas se deben realizar?

Importante

En el diagnóstico de enfermedades hepáticas o en el seguimiento de enfermedades también se realizan otras pruebas, como biopsia, elastografía o fibroscanning.

Síntomas de un hígado enfermo - tratamiento

Si experimenta algún síntoma que indique una enfermedad hepática, consulte a su médico sin demoras indebidas. El especialista ordenará pruebas exhaustivas e introducirá el tratamiento adecuado. En el curso del tratamiento de enfermedades hepáticas, se utilizan varias terapias farmacológicas, al mismo tiempo se equilibran los trastornos metabólicos, se tienen en cuenta las complicaciones de la enfermedad y se implementa una dieta adecuada. El tratamiento sintomático y el reposo pueden ser importantes. Si es necesario, también se realiza un trasplante de hígado.

También vale la pena recordar la profilaxis adecuada. Una dieta saludable y la actividad física deben estar respaldadas por suplementos. En Meodnet Market ahora puede comprar un conjunto de suplementos dietéticos naturales para el hígado, que incluyen cardo mariano, zinc y magnesio.

Lea también:

  1. ¿Cómo cuidar el hígado?
  2. Los 8 peores alimentos para el hígado
  3. Dieta del hígado: ¿cómo se ve? Normas nutricionales en caso de hígado dañado

El contenido del sitio web healthadvisorz.info tiene como objetivo mejorar, no reemplazar, el contacto entre el usuario del sitio web y su médico. El sitio web está destinado únicamente a fines informativos y educativos. Antes de seguir los conocimientos especializados, en particular los consejos médicos, contenidos en nuestro sitio web, debe consultar a un médico. El Administrador no asume ninguna consecuencia derivada del uso de la información contenida en el Sitio web. ¿Necesita una consulta médica o una receta electrónica? Vaya a healthadvisorz.info, donde obtendrá ayuda en línea de forma rápida, segura y sin salir de casa. Ahora puede utilizar la consulta electrónica también de forma gratuita en el marco del Fondo Nacional de Salud.

Código HTML
Etiquetas:  Medicamentos Psique Salud